Pintura |  Trabajos con acuarela (húmedo sobre húmedo), veladuras, tempera, tierras, pigmentos, elementos naturales como cera de abeja, cenizas, etc.   Se renuevan las fuerzas del sentir y  de lo anímico. Ayuda a entablar maneras mas sanas de relacionarnos con el tiempo y cultiva la paciencia. Favorece la respiración física y anímica.  Desarrolla de la fantasía interior, trae esperanza y alegría.  

 

Ejercicios básicos: Gran respiración pictórica, los elementos, los reinos, las estaciones, los cuentos, etc.